Cloudworks nació en el corazón de Barcelona en el 2015, pero el 1 de mayo de este año tuvimos la oportunidad de abrir fronteras y trasladarnos hasta Madrid para abrir un nuevo espacio de coworking: Cloudworks Cibeles. Desde allí tenemos nuestra pequeña, pero emblemática, sede madrileña en donde nuestros coworkers construyen sinergias, trabajan duro en la oficina y disfrutan de experiencias únicas que les brindamos en este espacio semana tras semana. 

Después de unos meses en Madrid, hemos decidido construir una lista con los lares más únicos y especiales para nosotros de esta increíble ciudad. Esta es nuestra selección y, aunque hayamos escogido solo 10, seguro que nos quedamos cortos porque los parajes singulares de la capital son innumerables.

#PlazaMayor

Nos atrevemos a decir que la Plaza Mayor de Madrid es fascinante. Fue construida durante el siglo XVI por Juan de Herrera y Juan Gómez, empero la última modificación del lugar fue en 1790 y, desde entonces, no se ha modificado su estructura. A lo largo de la historia ha tenido muchos nombres, como la Plaza Real o de la Constitución, pero fuera cual fuese su nombre siempre ha sido lugar de fiestas y de buena comida, por los restaurantes que la rodean. La plaza tiene 129 metros de largo por 94 metros de ancho, rodeada de edificios de tres pisos con porches a lo largo de toda la plaza.

Aunque durante el año pueda parecer un espacio normal, cuando se acercan las fiestas navideñas todo cobra magia. Cada Navidad, durante casi 150 años, la Plaza Mayor ha albergado un tradicional mercado navideño lleno de adornos, trajes y artículos para los más pequeños. Este particular evento atrae a masas de turistas y habitantes del barrio que fluctúan en un ambiente muy especial.

plazamayor.jpg

#MuseodelPrado

¿Qué decir de este museo? Junto al Louvre, es uno de los mayores museos del mundo.  Es el museo de arte por excelencia que alberga la colección más rica y completa de arte español. Al mismo tiempo también podemos descubrir obras maestras de otras escuelas de pintura europea, especialmente del arte italiano y flamenco. El edificio fue diseñado por primera vez en 1785 por el arquitecto Juan de Villanueva y, de primeras, fue utilizado como centro de ciencias naturales antes de ser el museo que es hoy. Date el placer de perderte en el Museo del Prado por sus enormes galerias y pasillos para poder vislumbrar cuadros de Goya o del Bosco. Es un lugar en donde el arte se encuentra en cada rincón, y eso es algo que muy pocos sitios del mundo pueden decir.

MuseodelPrado.jpg

#Cibeles

Si tuviéramos que escoger una rotonda de Madrid, algo que de primeras parece banal e insignificante, esta sería la Plaza de la Cibeles. Sin lugar a duda, es la que más evoca el esplendor del Madrid imperial. Alrededor tiene monumentos como el Museo del Prado, nombrado anteriormente, y la joya de la corona: el asombroso Palacio de Comunicaciones. Otros edificios emblemáticos que rodean el perímetro de la plaza son el Palacio de Linares y la Casa de América, el Palacio Buenavista y el Banco de España. En el centro preside la espectacular fuente de la diosa Cibeles, que es una de las más bellas de la capital.

Tenemos el honor, y la suerte, de decir que Cloudworks Cibeles se encuentra muy cerca de este lugar (de ahí su nombre) y de contar así con una ubicación increíblemente especial.

Cibeles.jpg

#BarriodeSalamanca

El distrito de Salamanca es conocido internacionalmente por ser la Milla de Oro: un referente de la moda en todo el mundo. Se despliega a lo largo de la calle Ortega y Gasset y aledañas, en donde podemos encontrar boutiques de grandes diseñadores de todos los lares. Merece mucho la pena pasear entre los escaparates de sus tiendas de alta costura y complementos, zapaterías, joyerías y relojerías de lujo para escandalizarse con los precios. Los coleccionistas de arte también encuentran su lugar en este barrio, que concentra varias galerías de arte y casas de subastas en torno a la calle Villanueva.

Pero no todo es moda, en sus calles albergan restaurantes de alta cocina que se mezclan con museos y espacios únicos donde poder compartir buenos momentos.

barriodesalamnca.jpg

#PalacioReal

No se puede visitar Madrid sin visitar uno de los edificios más impresionantes de la ciudad: el Palacio Real. Aunque es la residencia oficial de la familia real de España, en realidad no viven allí de forma permanente y sólo se utiliza para ceremonias de estado. Sin embargo, el Palacio Real es realmente un lugar repleto de riqueza y belleza. Tiene 3.418 habitaciones, aunque sólo algunas de las más grandes están abiertas al público. Las habitaciones están impregnadas con pinturas de artistas como Caravaggio y Velázquez.

Para visitarlo puedes comprar las entradas, que están al alcance de todos, en su Web Oficial.

PalacioReal.jpg

#GranVía

La Gran Vía es la avenida más bulliciosa del centro de Madrid. Termina al oeste en Plaza España y al este en el cruce con la calle Alcalá. La calle es apropiadamente llamada "el gran carril", con estrafalarias fachadas Art Nouveau y Art Deco frente a sus bancos, oficinas y apartamentos. En la década de 1920, la Gran Vía se convirtió en una zona de paseo para sus habitantes, con numerosos comercios, oficinas de compañías de seguros y edificios de ocio que combinaban espléndidos cines y elegantes teatros. 

A día de hoy hay infinidad de cosas que se pueden llegar a hacer; como ver actuaciones callejeras, cansarte comprando en sus más de 30 tiendas, ir al cine, disfrutar de la gastronomía típica madrileña o, simplemente, admirar su arquitectura.
 

GranVía.jpg

#ElRetiro

El Parque del Buen Retiro es el primerísimo parque grande de la ciudad, y se encuentra a pocos minutos de Cloudworks Cibeles. Tiene la escalofriante medida de 1,4 km2 que se abren en el centro de la ciudad. El parque perteneció a la monarquía española hasta finales del siglo XIX, que fue cuando se convirtió en un parque público. Es un lugar magnífico, lleno de bellas esculturas y monumentos, galerías, un lago tranquilo y sede de una gran variedad de eventos. Cabe destacar el Palacio de Cristal, junto al lago, que es un edificio increíblemente bello donde se pueden ver exposiciones temporales. Se podría llegar a decir que es el pulmón de la capital española, así que si tienes un par de horas date el lujo de caminar bajo sus grandes árboles.

#TemplodeDebod

¿Sabías que se puede visitar un auténtico monumento egipcio sin salir de Madrid? Podemos encontrar junto al paseo del Pintor Rosales (Parque del Oeste) un templo lleno de historia en sus piedras, con más de dos mil años a su espalda. Procedente de la región de Nubia, fue erigido en pleno desierto en una meseta cuya inclinación miraba al valle del Nilo. El momento clave para visitarlo es en el atardecer, ya que la luz incide en el monumento de una forma única e irrepetible en todo el día. No te preocupes por la entrada, ya que es totalmente gratuito verlo porque se sitúa en un parque abierto al público.

#PuertadelSol

¡Ver las campanadas desde casa con la familia es fantástico, pero verlas en la emblemática Puerta del Sol ya es impagable! Es la plaza más famosa y céntrica de Madrid, situada a un paso de la Plaza Mayor. Originalmente fue el sitio de una de las puertas de la ciudad, que miraba hacia el este y estaba adornada con una imagen del sol, de ahí el nombre de la plaza. El lugar tiene una forma casi semicircular y debe su silueta actual a las importantes obras de renovación realizadas entre 1854 y 1860. No puedes pasar por Madrid y no tropezar sin querer en la Osa y el Madroño.

#ElRastro

Es el mercado al aire libre más popular de Madrid y uno de los más antiguos, ya que sus orígenes se remontan al siglo XV. Situado en el entorno de la calle Ribera de Curtidores, es una cita ineludible de los domingos por la mañana y los días festivos, cuando más de 1.000 vendedores ambulantes tientan a los visitantes con multitud de artículos: baratijas, ropa de segunda mano y a precio reducido, antigüedades, artesanía, libros y discos, etc. El mercado tiene un ambiente único y es un imán tanto para los turistas, que aprovechan al máximo su visita combinando un poco de compras seguidas de la bebida y las tapas de siempre. ¡Si quieres visitar un lugar retro, no dudes en pisar sus calles de tenderetes!

¡Damos por concluida esta lista! Esperamos que si no conocías alguno de los lugares emblemáticos mencionados, puedas visitarlos la próxima vez que pises la ciudad de Madrid. Si vives en ella y no sabías de su existencia, — que lo dudamos — ¡A qué esperas para visitarlo!