Beneficios de escuchar música en el trabajo

Estilo de vida

Beneficios de escuchar música en el trabajo

agosto 12 / 2020

Descubre todos los beneficios de escuchar música en el trabajo. Conoce por qué es una práctica que cada vez se lleva más a cabo en las empresas.

En una era en la que las empresas están aún más interesadas en evaluar la productividad de su fuerza laboral, cobra más relevancia tratar de encontrar formas de mejorar el rendimiento en el lugar de trabajo. Esto se ha convertido en prioridad para cualquier líder empresarial. 

Si bien es fácil pensar en mejorar la productividad con la optimización de procesos, o sumar personal adicional, hay otra opción a considerar. Sorprendentemente, se cree que escuchar música para trabajar tiene un impacto positivo en el rendimiento de los profesionales.

La música no solo puede ser perfecta para conducir un descapotable o salir con amigos, varios estudios han demostrado que escuchar música mientras trabajas puede ser muy beneficioso. No importa si es tu canción de rock favorita o una melodía clásica relajante, sigue leyéndonos en Cloudworks para descubrir cómo la música para la concentración en la oficina puede ayudarte.

¿Por qué es bueno escuchar música para trabajar?

El silencio puede ser ideal para algunos, pero cada vez más personas dicen que disfrutan escuchar música para trabajar. Incluso los servicios de transmisión de música, como Spotify, ofrecen listas de reproducción adaptadas a diferentes entornos de trabajo, incluidas las oficinas.

Una encuesta realizada por TotalJobs a más de 4,500 personas encontró que muchas personas sienten que su productividad aumenta al escuchar música. Esto se debe en parte a que la música puede ser un estimulante mental y cuando las personas se sienten estimuladas por el trabajo que realizan, su rendimiento puede aumentar.

Sin embargo, esto depende de ciertos factores, como si la persona es introvertida o extrovertida. Aquellos que son extrovertidos necesitan más estimulación o «excitación» para alcanzar un máximo rendimiento, mientras que los introvertidos necesitan menos. Si perteneces al primer grupo de personas, descubre todo lo que la música ambiental de oficina o tus pistas favoritas pueden hacer por ti. 

Aumenta la productividad

El estudio que mencionamos anteriormente, realizado en 2016 por TotalJobs, encontró que el 79% de los empleados aumentan su productividad personal mientras escuchan música. El mismo estudio también mostró que de los empleados a los que se les permite escuchar música en el trabajo, el 59% de ellos dice que es beneficioso para su bienestar mental. 

Los empleados que están menos estresados ​​y en general más felices dentro de sus trabajos tienen más probabilidades de mostrar iniciativa y productividad. Quieren trabajar más duro para sus empleadores que promueven su bienestar.

Esta es una gran noticia para los amantes de la música en todas partes. Si te resulta difícil ser productivo en tu oficina o lugar de trabajo, dale play a tu recopilación favorita y es posible que tú termines tu trabajo en un santiamén. 

Mejora la concentración

Nunca falla que cuando necesitas sentarte para enfocarte en un informe o artículo importante, alguien en la oficina parece estar gritando mientras habla por teléfono o habla con un compañero de trabajo. Afortunadamente, la música ayuda a la concentración, siendo la manera perfecta de ahogar el ruido. Incluso se dice que la música clásica puede ser el mejor género para escuchar cuando se trata de concentrarse en la tarea en cuestión.

Incrementa la imaginación

Uno de los beneficios de la música sobre los trabajadores es la nutrición de su imaginación. Un nuevo estudio exploró la música como fuente de creatividad. Dado que se ha demostrado que la música mejora la cognición, el aprendizaje y la memoria en otros estudios, no es de extrañar que tenga un impacto en el pensamiento creativo.

En el experimento, los participantes probaron ejercicios de creatividad que medían el pensamiento divergente o convergente. Todo esto mientras estaban expuestos al silencio (el escenario de control) o a música clásica que evocaba cuatro estados emocionales distintos: feliz, tranquilo, triste o ansioso.

Después de comparar el desempeño de los participantes en los cinco escenarios, los investigadores encontraron que aquellos que habían escuchado música alegre tenían puntajes significativamente más altos en el pensamiento divergente que aquellos que habían actuado en silencio. En otras palabras, se les ocurrieron ideas más completas, creativas e innovadoras.

Ayuda a la motivación

Poner música para trabajar en oficina puede ser una forma eficiente de enfrentar retos o asignaciones que parezcan complicadas. Ya hemos hablado del efecto que tiene la música en la productividad, y eso está directamente relacionado con la motivación.

Cuando escuchamos nuestras canciones favoritas nos sentimos mejor y capaces de hacer cualquier cosa. Esta cualidad, trasladada al campo laboral, puede ayudar a generar profesionales más proactivos, dinámicos y resolutivos. 

Mejora tu estado de ánimo

Todos hemos tenido días en los que nos presentamos a trabajar de buen humor y luego el ajetreo del trabajo lo cambia antes de terminar nuestra primera taza de café. Tal vez una reunión matutina trajo más problemas y estrés a tu vida laboral, te sientes cansado a causa del exceso de trabajo, o una fecha límite se adelantó. 

Sea cual sea el caso, tu estado de ánimo ha sufrido un duro golpe, pero una sustancia química que se puede liberar en el cerebro llamada dopamina puede revivir tu buen humor. Escuchar música mientras trabajas es la forma más rápida de aumentar los niveles de dopamina en tu sistema.

Los empleados felices y menos estresados ​​son empleados más productivos. Si bien es importante concentrarse en la tarea en cuestión, más importante todavía es tu bienestar para que puedas desempeñar un buen rol. Así que reproduce tu canción favorita y ponte a trabajar. Estás a punto de ser más productivo que nunca.

Retienes más información

Es posible que escuchar música no nos haga más inteligentes, pero además de la concentración, una buena melodía mejora el rendimiento en las tareas cognitivas. En los adultos mayores, escuchar música optimista mejora la velocidad de procesamiento de la información.

Por otro lado, la memoria parece beneficiarse tanto de la música de ritmos rápidos, como lentos para retener más datos. Sin embargo, los beneficios del rendimiento cognitivo pueden variar según cuánto nos guste o no la música. En la Universidad de Lund, los investigadores descubrieron que las personas que escuchaban su música preferida tenían mejor concentración y desempeño que las que escuchaban música no preferida.

Así que ya sea hip hop, pop, rock o heavy metal, lo importante es que la música te acompañe en tu día a día. En Cloudworks tendrás un espacio inmejorable para que te dejes llevar por las mejores canciones mientras trabajas. Descubre todos nuestros espacios en nuestra web.